¿Qué es WordPress?

Características de WordPress, para qué sirve y cómo aprovecharlo

"¡¿Pero qué es WordPress...?!"

Tranquilo, que cuando termines de leer vas a poder dar clases de WordPress y explicarle a cualquiera la razón de por qué está en boca de todos.

WordPress 1
WordPress, en castellano, significa "La Imprenta de la Palabra".

Para empezar, WordPress es un programa. En otras palabras, un software, una aplicación. Pero así como Microsoft Word es un procesador de textos, WordPress es un gestor de contenidos web. Para sumar sinónimos podemos señalar que WordPress es un administrador, una plataforma para crear sitios de internet y trabajarlos en el tiempo; y, virtualmente, no tiene límites en lo que te permite hacer, pero vayamos un paso a la vez.

CMS
Vas a leer mucho que WordPress es uno de los mejores CMS, y encima gratis. Pero, ¿qué es CMS? CMS significa justamente lo que venimos señalando: un programa administrador; por sus siglas en inglés, Content Managment System, en castellano es literalmente Sistema de Administración de Contenido.

CONTENIDO
¿Y qué es contenido? Pues contenido es todo lo que ves en un sitio web: textos, imágenes, video, sonido, animaciones, alertas, botones, ventanas emergentes y cualquier otra cosa con la que te encuentres navegando internet. En Facebook, el contenido son las fotos que suben sus usuarios, los perfiles, los comentarios, etc. En YouTube, el contenido mayormente son archivos de video. En MercadoLibre, el contenido son los artículos y servicios en venta con sus fotos, descripciones, etc.

Por ende, tenemos que WordPress es un programa del género CMS: una herramienta que nos permite —contando previamente con un dominio y un servicio de hosting— desarrollar, crear y administrar contenidos en un sitio web. “¿Dominio…? ¿Hosting?”. El dominio es la manera popularizada con la que denominamos al nombre (o dirección) de un sitio (ej: Google.com), y qué es hosting lo explicamos a fondo ya, siendo uno de los servicios que ofrecemos como parte intrínseca de la creación de todo sitio web.

WORDPRESS PERMITE CREAR CUALQUIER TIPO DE SITIO WEB
WordPress es una fábrica de sitios que permite crear cualquier tipo de contenido de la manera más intuitiva posible. Y es tan poderoso y fácil, seguro y rápido que hoy es la plataforma detrás de un tercio de todos los sitios que existen en el mundo. Google nos responde que en internet existen 1.500.000.000 millones de páginas web, así que 500.000.000 están hechas con WordPress. Y por algo será.

Entre ellas, en esta lista puede que sitios mundialmente conocidos te sorprendan.

Es interesante destacar que WordPress es un producto sustentado por una fundación sin fines de lucro: la fundación WordPress, creada y mantenida por el padre mismo de este CMS, Matt Mullenweg.

"La tecnología es mejor cuando junta a las personas"

Matt Mullenweg

Diseccionando WordPress

Como dijimos, WordPress es un software, y como todo software está escrito en algún lenguaje de programación. En este caso, WordPress está escrito en idioma PHP y por una excelente razón: PHP fue concebido para crear sitios dinámicos y, al igual que WordPress, su código es abierto (es decir que cualquiera —incluyéndolo a usted, querido lector— puede descargar una copia para echar un vistazo a sus líneas de programación; sólo para satisfacer alguna curiosidad de algún ávido intrigado, los links son éste para el código PHP, y éste para el de WordPress ).

¿QUÉ ES UN SITIO DINÁMICO?

Pues hoy día me atrevo a decir que todos lo son, por lo que es más fácil empezar por lo que un sitio dinámico NO es: estático. Un sitio estático implica que su contenido existe tal cual lo vemos en pantalla. Podemos pensar al contenido estático como un archivo de Word. El archivo de Word se abre y muestra que tiene dentro textos, fotos y tablas. Mientras tanto, un sitio dinámico, como los construye WordPress, recopila la información visible desde diferentes archivos, “creando” el contenido que precisa un usuario en el momento en el que lo necesita. Ejemplo: si realizas una búsqueda en YouTube buscando la palabra “gato”, YouTube te presentará una página con todos los videos relacionados con felinos, incluyendo una banda que se llame Gato, una película, un nombre de usuario, etc. Todo ese contenido ordenado por “gato” (miniaturas, títulos, descripciones, listas de reproducción) no existe en un único lugar, sino que son fragmentos de información que la plataforma detrás de YouTube recopila en el instante tras el comando de tu búsqueda a fin de poder presentártelo en pantalla.

Otro ejemplo: cuando entras a Facebook, verás las publicaciones recientes de tus amigos, las novedades de las páginas que sigues, las historias y hasta publicidad personalizada según tus afinidades; todo eso se genera en el momento para ti. Lo que ves en pantalla son pedazos de cosas que existen desperdigadas en el servidor, compiladas y actualizadas en el instante de tu acceso. Todo esto es contenido “dinámico”, es decir algo siempre cambiante, siempre en movimiento. Como vemos, es muy diferente a un contenido estático, ejemplificado anteriormente con abrir un archivo de Word (sin embargo, vale aclarar que WordPress también te permite crear contenidos del estilo estático, por ejemplo showrooms, catálogos online, portfolios, etc.).

VERSATILIDAD: ¿TIENE LÍMITES WORDPRESS?

Repasando, tenemos que WordPress es un software gratis de código abierto basado en PHP que permite crear sitios de contenido dinámico sin límites de ningún tipo. ¿Deseas crear un blog de noticias? ¡Se puede! ¿Necesitas una tienda online? WordPress te lo facilita. ¿Deseas administrar las reservas de tu restaurante u hotel con WordPress? Lo mismo. ¿Tienes una agencia de viajes? WordPress. ¿Das cursos online? Usa WordPress. ¿Quieres crear un sitio personal con información sobre tu vida, tus hobbies, tus actividades o servicios especiales? Ya sabes la respuesta. Entonces, podemos afirmar que, salvo muy (muy) raras excepciones, WordPress no tiene límites en cuanto a la naturaleza de sitios que es capaz de crear.

¿Qué es WordPress?

¿Con qué ropa vas a vestir a tu sitio?

Sobre Temas y Plugins

Parte fundamental de esta “fábrica de sitios” que es WordPress son los temas y los plugins. Los Temas son sus mejores aliados, pero también son parte inseparable de este CMS. WordPress no funciona sin un Tema, y la mejor manera de entenderlo es pensando en vestimenta. ¿Saldrías a la calle sin ropa? Entendiendo que la respuesta normativa es no, lo mismo pasa con WordPress: necesita de ropa para salir a internet.

Y los temas, al igual que la ropa, “visten” a WordPress; le dan un rostro, un peinado, una paleta de colores. El tema permite que tu contenido se presente de la manera más estratégica para tu público. Puede ser formal, informal, sobria, colorida, vital o minimalista. El tema es, en definitiva, la forma visual en la que WordPress presentará su contenido, y, como toda vestimenta, puedes cambiarla (o alterarla) cuando lo desees.

WordPress 2
Un mismo contenido luce completamente diferente según el Tema que empleas

¿QUÉ ES UN TEMA DE WORDPRESS?
Entonces, un tema —también llamado ‘plantilla’— es la forma en que WordPress te permite acondicionar tu sitio y darle una personalidad, pudiendo así diferenciarse de otros sitios pero principalmente otorgándole el carácter visual óptimo según la naturaleza de su contenido. Porque no será igual un sitio de un restaurante que una tienda de insumos para perros, ni un sitio de seguros de vida podrá compararse al blog de una banda de rock. Ya se entiende la idea, ¿verdad?

WordPress se instala de fábrica con varios temas propios (y gratis) para que puedas probar, y entendamos enseguida que un tema se cambia con un clic del ratón. En otras palabras, y siguiendo con el ejemplo, una persona tarda mucho, mucho más en cambiarse de ropa de lo que WordPress demora en cambiar un tema; teniendo instalado el tema que deseamos usar, sucede en microsegundos (explicamos esto en cómo cambiar un tema de WordPress).

Si los temas que te regala WordPress no te convencen, existen miles de temas gratis para descargar y probar, y muchos más que pueden adquirirse en un rango muy variado de precios (desde USD5 hasta USD60). En realidad, el tema de tu sitio en WordPress dependerá de tus necesidades, gustos personales, tiempo que le dediques a buscar “el tema perfecto” y, en última instancia, tu voluntad o preferencia de invertir dinero en eso (en Duplika creamos tu sitio personalizándolo y optimizándolo por diseñadores web profesionales de manera que nunca tengas que preocuparte por ninguno de estos aspectos).

Resumiendo, WordPress se sirve de un tema para acondicionar y darle a tu sitio el carácter institucional que desees o necesite tu negocio particular.

¿QUÉ ES UN PLUGIN DE WORDPRESS?
Hemos mencionado algo llamado plugin. Aquí la cosa se pone más interesante aún: los plugins son pequeños programitas que añaden funcionalidades específicas a un sitio en WordPress. Lo que puede hacer un plugin es prácticamente magia: los hay que aceleran tu sitio para que la experiencia de usuario se vuelva más inmediata, otros borran comentarios agresivos o SPAM de manera automática, otros te brindan estadísticas completas sobre tus usuarios, y aún otros más aumentan mucho las posibilidades de personalizar y dar estética definida a tu contenido. ¿Necesitas crear formularios personalizados, multiple-choice, información desplegable? Hay plugins para eso. ¿Pretendes un foro de debate para usuarios registrados? Se resuelve con un plugin. ¿Quieres desplegar un calendario online para que un cliente marque fecha y hora de una entrevista o reserve tus servicios? Instala algún plugin para eso. Y así.

Cuando de tiendas online se trata, el plugin número uno más utilizado en el mundo web es, sin dudas, WooCommerce.

La gran mayoría de los plugins son gratuitos (de hecho, 50.000 son gratis), si bien muchos de ellos se reservan ciertas funcionalidades Premium por un costo mínimo de compra. Pero, de nuevo, en general un sitio en WordPress no requerirá más de tres plugins recomendados para aumentar o mejorar sus capacidades, y, salvo excepciones específicas, no tendrás que pagar un centavo.

El concepto de añadir funcionalidades a través de plugins es perfecto: ¿para qué querríamos un sitio cuyo código incluya soporte para realizar reservas si no ofrecemos servicios ni nada por el estilo? ¿O para qué cuento con una tienda online vacía si mi página es un blog sobre las culturas antiguas? La idea es que el sitio sea lo más liviano posible, y, por ende, sólo incorporaremos funcionalidades estrictamente necesarias para nuestra misión o actividad.

Repasando, podemos decir que WordPress basa parte de sus bondades en la disponibilidad de temas (que te permiten modificar el modo en que presentas tu información) y plugins (que dan flexibilidad virtualmente ilimitada a lo que un sitio en WordPress es capaz de hacer).

Y, no obstante, podemos añadir otro componente estratégico más que tiene sus bondades particulares: los ‘widgets’.

¿Qué es WordPress?

'Widget' es la combinación de dos palabras: window y gadget

¿Qué son los widgets?

Los widgets pueden pensarse como adminículos administrables que colocamos arrastrando y soltando sobre el área pertinente. Cada Widget cumple una función específica: por ejemplo, presentar un ícono de teléfono para ser llamados desde el sitio vía móvil, o permitir un formulario rápido de suscripción a Newsletter. Habitualmente, encontramos Widgets en las barras laterales y en el área de pie de página de un sitio en WordPress, pero, dependiendo del tema o plugin, es posible emplearlos en otros sectores menos comunes.

WordPress 3

WordPress trae algunos Widgets «de fábrica», como Categorías, Nube de etiquetas, Menú de navegación, Calendario, Barra de búsqueda y Publicaciones recientes. Muchos temas traen sus widgets propios, y, además, existen plugins gratuitos, como «Google Maps» o «Frases célebres al azar», que suman su Widget al repertorio de tu WordPress.

Como podemos deducir de esto, los Widgets son una herramienta adicional que permite añadir funcionalidades útiles a nuestro sitio sin requerir ningún conocimiento de programación.

Buenos ejemplos de Widgets, para aclarar mejor la idea, son: Widgets de Clima (recomendamos éste), Widget de Google Maps, Widgets de opiniones de clientes (éste es muy bueno), Widgets para publicar una tabla de contenidos (aquí), Widgets para publicar un calendario de eventos (éste),  Widgets de navegación (para crear un menú personalizado colocando enlaces según tu preferencia; acá existe uno de los mejores), y un casi infinito etcétera.

PERFILES DE USUARIO: ADMINS, EDITORES Y COLABORADORES

Otra de las bondades que tiene WordPress es la posibilidad de crear usuarios para asignarles diversas tareas (con permisos específicos) dentro del sitio. Siempre existirá al menos un usuario, el administrador general (probablemente tú), pero luego podrás generar, y cuando lo necesites, un número ilimitado de integrantes del staff de tu sitio en WordPress. Estos usuarios tendrán acceso a lo que los administradores llamamos back-end, es decir la oficina virtual de tu sitio. Es justamente en el back-end el lugar desde donde se genera contenido. En otras palabras, el cuartel o corazón de la fábrica.

WordPress 4

No obstante, y con mucha razón, WordPress tiene la virtud y el recaudo de poner a tu disposición diferentes clases de usuarios. Por ejemplo, quien instale WordPress y comience a personalizarlo tendrá el rol de Administrador. Ser Administrador es sólo una clase de usuario; el resto son Editor, Autor, Colaborador y Suscriptor. Si creas para una persona física un usuario dentro de tu sitio en WordPress bajo la clase Editor, dicha persona será capaz de crear contenido, categorías de contenido y etiquetas, pero no administrar temas o plugins. El Editor puede modificar el contenido de otros Editores, Autores y Colaboradores. Sin embargo, no puede realizar acciones que interfieran con la «salud» del sitio (es decir que no tiene acceso a ninguna configuración de temas, plugins o widgets).

En el siguiente nivel tenemos el caso de los Autores, que pueden crear Entradas (artículos de un blog; luego lo aclaramos mejor) pero no modificar lo creado por otros usuarios dentro de tu sitio. Un “escalón más abajo” encontramos a los Colaboradores: pueden crear sus contenidos pero de manera “privada”, es decir que no pueden publicar (para esto requieren de la aprobación de cualquier usuario de categoría superior). Finalmente, existe la clase de los Suscriptores, que pueden iniciar sesión desde tu web y alterar la información de su propio perfil; esta clase puede ver contenido de tu sitio que requiera, justamente, de usuarios registrados, pero no tienen permiso para modificar nada (es un usuario más que únicamente se identifica logueándose).

Como hemos visto, WordPress prevee y favorece que muchas personas con diferentes roles trabajen en un mismo sitio. Además, sin que colisionen entre sí, dado que en el caso de que un usuario se encuentre trabajando un contenido en particular, el resto del staff puede saberlo dentro del área que lista todo el contenido existente (y si una persona intenta editar un contenido que está siendo editado por otro, recibirá una advertencia, y con los derechos de usuario correctos hasta puede tomar el control).

¿Qué es WordPress?

Contenido honesto y directo, dos veces bueno

¿Cómo se crea el contenido?

En WordPress hay dos variantes para añadir contenido al sitio: las Páginas y las Entradas.

Cuando WordPress nació, y dado que se creó originalmente con el fin exclusivo de ser «Fábrica de Blogs» —versus la actual «Fábrica de cualquier-tipo-de-sitio»—, lo único que un usuario o administrador podía crear eran Entradas (es decir, artículos). La palabra ‘blog’ es un neologismo entre ‘log‘ y ‘web‘ (wlog, que por su sonido fue derivado a un más amistoso ‘blog’). Log en inglés significa bitácora, o registro. En definitiva, obtenemos que un Blog es un sitio web en donde se redactan artículos (Entradas) bajo una óptica o género común; un blog personal, de opinión; un blog en donde se discute sobre política, se enseña horticultura hogareña o se brindan tips sobre las diferentes mascotas.

Siguiendo esta lógica, las Entradas se diferencian de las Páginas por contener una fecha de creación (visible), pertenecer a una Categoría (de contenido) y servirse de Etiquetas. En un blog sobre política, una Entrada podría pertenecer a la Categoría «geopolítica», y sus Etiquetas señalar que los tópicos principales de dicha nota son «Fronteras» y «Tratados».

Publicar una Entrada automáticamente hace que WordPress la añada a su RSS feed para que los suscriptores de un sitio sean notificados de la existencia de contenido nuevo (feed es un archivo online que registra estos sucesos, a la vez que se envía correo a los usuarios interesados).

La popularidad, pero principalmente la facilidad de uso y la seguridad intrínseca de WordPress lo llevó en poco tiempo a abrazar un segundo tipo de contenido: las Páginas. Las Páginas, a diferencia de un artículo (Entrada), pueden considerarse soportes más «institucionales». Típicos ejemplos de Página en WordPress son «Sobre Nosotros», «Políticas de uso del sitio», la Página de «Contacto» (donde usualmente encontramos un formulario), y, por supuesto, la home. Sí señor, en WordPress la página de inicio es, justamente, una Página.

Para añadir un ejemplo, en Duplika la sección en donde comentamos las ventajas de nuestros planes de WordPress es una Página. Como mencionamos, las Páginas responden a fines más formales o institucionales, y se asocian con contenido ‘imperecedero’ (versus las Entradas, cuyos escritos pueden ser —aunque no obligatoriamente— más ocasionales o limitados a un evento o escenario particular, como un lanzamiento, una feria o exposición, una crisis o las fiestas).

Dicho sea de paso, las Páginas no muestran la fecha de su creación, no contienen Etiquetas ni están sujetas a ninguna Categoría. Las Páginas tampoco muestran barras laterales (aunque WordPress permite añadirlas de maneras alternativas).

Como comentamos siempre, la intención en Duplika es ser lo más claros y transparentes posibles. Por eso, si tener tu propio sitio en WordPress te parece algo próximo a estudiar mandarín, no dejes de evaluar nuestro servicio de hosting con WordPress. Estamos para ayudarte.

CÓMO INSTALAR WORDPRESS

WordPress es gratis y se descarga de aquí. Te hemos comentado que es un programa, y como todo programa debe ser instalado en una computadora; en este caso, en un servidor (una computadora preparada para mantener y poner a disposición de Internet páginas webs las 24hs del día, todo el año. Lee más sobre esto aquí). Por eso, una vez que has descargado los archivos de instalación de WordPress, deberás subirlos vía un programa FTP a tu servidor.

Descargar WordPress, subirlo a un servidor y ejecutar la instalación NO ES NECESARIO si tienes contratado hosting en Duplika (ver cómo activar WordPress en Duplika).

Si pretendes intentar la instalación tú mismo, te recomendamos seguir la guía oficial de instalación en WordPress.org.

“¿POR QUÉ VEO DOS SITIOS OFICIALES DE WORDPRESS? WORDPRESS.COM Y WORDPRESS.ORG

WordPress cuenta con dos sitios oficiales pero sus finalidades son enteramente diferentes. En el sitio wordpress.com se ofrece el servicio de hosting de WordPress para que construyas tu sitio web con ellos. Por defecto, el dominio de tu sitio quedaría en el formato TuSitio.wordpress.com. Sólo si gastas dinero en wordpress.com te será posible tener dominio propio y emplear plugins, temas, y demás servicios que en wordpress.org son gratuitos.

Por su lado, wordpress.org es el sitio que ofrece la plataforma WordPress gratis permitiendo todas las bondades que venimos comentando aquí.

¿Qué es WordPress?

Enumerando las ventajas de WordPress

¿Por qué es mejor WordPress para construir tu sitio?

ES GRATIS

Si WordPress no está incluido en tu plan de hosting (Duplika provee WordPress y lo activas con un clic), puedes descargarlo de aquí y seguir las instrucciones.

FACILMENTE ESCALABLE

No hace falta saber programación. Con la ayuda de los temas, plugins y widgets, puedes montar un sitio muy sofisticado en un par de días, y uno sencillo en minutos.

VELOCIDAD

Actualización tras actualización, WordPress demuestra sus esfuerzos por tener cada vez un código más liviano y eficiente. Por otro lado, existen plugins gratuitos que abarcan aspectos aún más superadores, con "trucos" (tecnologías) para acelerar aún más los sitios hechos en WordPress. Por ejemplo, WPRocket y LiteSpeed.

CURVA DE APRENDIZAJE RÁPIDA

WordPress pretende ser fácil, intuitivo, y lo logra. La excelente categorización de sus herramientas y la ayuda constante en pantalla permite que cualquiera pueda comprender con bastante inmediatez para qué es cada cosa.

PREPARADO PARA CELULARES Y TABLETS

Hoy día nos atrevemos a señalar que la gran mayoría de los Temas de WordPress están preparados para mejorar/modificar su aspecto cuando se visualizan en dispositivos móviles (esta capacidad se denomina "responsivo", porque el diseño "responde" adaptativamente a pantallas pequeñas).

BIBLIOTECA DE MEDIOS

WordPress cuenta con su propia biblioteca de medios en donde puedes subir tus fotos, videos y archivos de sonido para emplearlos en tu sitio en donde quieras. Por otro lado, basta pegar un link de YouTube para que WordPress comprenda el contenido y genere el reproductor de manera automática (YouTube es sólo un caso entre otros tantos por el estilo).

TIENDA ONLINE

Si tu intención es crear una tienda online, descarga y comienza a usar el plugin de WooCommerce, o bien contrata nuestro servicio fácil, rápido y sin comisiones, Tienda Duplika.

BLOG NATAL

Si tu intención es crear un sitio al estilo magazine, periódico o web de análisis/opinión, WordPress viene preparadísimo para eso.

PERMITE COMENTARIOS

El feedback de tus usuarios y clientes es fundamental y WordPress te lo facilita con su herramienta natal de comentarios. Con WordPress puedes decidir qué mensajes publicar o borrar, e incluso editarlos. Más fácil, imposible

ARRASTRAR Y SOLTAR PARA CREAR

WordPress cuenta con su herramienta natal Gutenberg: un editor de bloques que permite diseñar, organizar y reorganizar el contenido arrastrando y soltando elementos editables.

GUIAS Y AYUDA POR DOQUIER

La comunidad de usuarios que emplea WordPress en el mundo ha generado un sinnúmero de sitios y foros en donde se puede buscar gratuitamente ayuda, preguntar e incluso responder dudas de terceros. Los creadores de Temas y Plugins asimismo poseen sus propias páginas con apartados de ayuda y consulta. Cuando tu sitio está hecho en WordPress, tu mundo se volverá basto y amistoso. Asimismo, si has contratado hosting con nosotros (o planeas hacerlo), en [email protected] siempre hay alguien esperando asesorarte, quitar obstáculos y resolver tus ploblemas. Por otro lado, siempre puedes consultar nuestro blog en donde constantemente realizamos análisis y guías relacionadas a WordPress y sus herramientas.

SEO

Aunque el soporte "de fábrica" de WordPress no posee herramientas precisas para optimizar tu contenido a fin de posicionar mejor en Google/Bing/Yahoo, su programación admite plugins gratuitos que sí centran su objetivo en esto. Por ejemplo, YoastSEO, RankMath y SEOpress. Si no estás familiarizado con el concepto de SEO pero estás decidido a tener tu propio sitio, considera nuestro plan de WordPress Administrado, en donde no tendrás que mover un dedo para tener las mejores tecnologías WordPress sobre un hosting optimizado para este CMS.

¿Qué es WordPress?

¿Listo para usar WordPress?

En conclusión...

La fábrica de sitios que es WordPress se volvió el CMS número uno en el mundo y bien ganado lo tiene. Permite construir desde un blog de opinión hasta una tienda de eCommerce, un sitio para hotelería, un centro de enseñanza online o lo que tú desees crear.

Si esta nota te ha despertado las ganas y el interés de tener tu propio sitio en WordPress ya, tienes dos caminos: descargar e intalar WordPress en tu servidor accediendo a WordPress.org, o bien enviándonos un mensaje a [email protected] para que podamos asesorarte sin costo alguno. No lo olvides: queremos ayudarte.

Éxitos a todos, y gracias por leer.