Soporte HTTP/3 con QUIC

Incorporamos soporte para HTTP/3 a través de QUIC en todos nuestros planes de hosting Onyx y Cóndor, a fin de continuar brindando la última tecnología disponible en servidores web.

El hasta hace un tiempo protocolo experimental se convirtió en oficial en noviembre del 2018. ¿De qué estamos hablando? Del protocolo de transporte QUIC, ahora llamado HTTP/3, el sucesor de HTTP/2. Todos los detalles y sus avanzadas ventajas los encontrarás en este artículo.

QUIC fue originalmente un esfuerzo de Google para mejorar y compensar las deficiencias de HTTP/2. ¿Cómo se implementó? Se transportó encriptado a través de User Datagram Protocol (UDP). En 2016, la organización internacional Internet Engineering Task Force (IETF) comenzó a trabajar para estandarizar el protocolo. Durante algún tiempo, el protocolo de aplicación se denominó HTTP sobre QUIC, pero más tarde IETF anunció que se llamaría HTTP/3.

QUIC fue originalmente un esfuerzo de Google por mejorar el protocolo HTTP/2, mejorando su seguridad y rendimiento. Desde el año pasado, el grupo detrás de la estandarización de protocolos en Internet, la IETF, decidió renombrarlo oficialmente a HTTP/3.

Por el momento solamente Google Chrome y Opera lo soportan, Firefox y Safarí estaran incorporando el soporte próximamente.

Si queres verificar si tu sitio soporta HTTP/3, podes hacerlo desde acá.

¿Qué es HTTP/3?

El protocolo HTTP/3 soporta un conjunto de conexiones multiplexadas a través de UDP, con el objetivo final de proporcionar una seguridad equivalente a TLS/SSL y para reducir la latencia (la suma de retardos temporales dentro de la red), tanto en la conexión como en el transporte de datos. 

El QUIC se habilitó de forma predeterminada en Chrome desde agosto de 2013 y luego se puso a disposición en Opera. Los navegadores web Chrome y Opera admiten el ahora HTTP/3 de forma predeterminada. Hoy en día, ambos dominan el mercado de los navegadores, con una representación de alrededor del 62 % de los usuarios de la web. Si habilitas HTTP/3 en tu sitio, la mayoría de los visitantes verán la diferencia, ya que notarán que las páginas cargan mucho más rápido.

Debido a la preocupación por la privacidad de sus usuarios, más y más sitios web han estado cambiando sus conexiones a otras más seguras. HTTPS y HTTP/2 son, en efecto, protocolos web seguros. Sin embargo, su seguridad tiene un precio: se necesita más tiempo para establecer una conexión.

Allí es donde se abre paso HTTP/3, ya que su característica principal y más difundida por sus creadores es que reduce el tiempo que se tarda en comenzar a entregar contenido, sin descuidar en ningún momento la seguridad de los datos, que permanece intacta.

Como HTTP/3 está habilitado de forma predeterminada en Chrome y también está disponible en Opera, la mayor parte del tráfico de Internet tiene la capacidad de experimentarlo. Y, dado que la amplia presencia de Google ha sido impulsada por QUIC durante los últimos cinco años, puedes estar seguro de que funciona y muy bien.

¿Por qué usar HTTP/3?

Cuando te enumeremos todos los beneficios que ha traído HTTP/3 al mundo cibernético no dudarás en adquirirlo inmediatamente. Sigue leyendo y descubrirás de lo que estamos hablando.

  • Diseñado para reducir la latencia. Sin ser demasiado técnicos, al contar con HTTP/3 se reducirá el número de veces que los ordenadores necesitan solicitar datos de un servidor cuando descargan información a través de HTTP. Tradicionalmente, las conexiones HTTP se han basado en el TCP (Transmission Control Protocol/Internet Protocol) para entregar paquetes, pero ahora HTTP/3 lo reemplaza por UDP para lograr un propio protocolo de intercambio más eficiente y así evitar bloqueos causados ​​por paquetes individuales perdidos.
  • Mejor que HTTP/2 desde el punto de vista de la rapidez, la seguridad y la disponibilidad.  
  • A la vanguardia, lo que trae consigo una mejor experiencia para los clientes.
  • Mejoras en el tiempo de establecimiento de conexión, comparado con HTTP/2.
  • Multiplexación sin bloqueo de cabecera de línea. Es decir, se realiza una combinación de dos o más canales de información en un solo medio de transmisión, sin ninguna interrupción.
  • Control de congestión mejorado para una mejor experiencia del usuario.
  • Migración de conexión en un entorno de red altamente variable.
  • Encriptación casi total. A diferencia de HTTP, el uso del cifrado es obligatorio en el propio protocolo QUIC. Con la excepción de unos pocos paquetes iniciales que llevan mensajes específicos de handshake, toda la carga útil de HTTP/3 está completamente encriptada.

¿Qué te ofrecemos en Duplika?

Principalmente, tendrás garantizados la seguridad y el rendimiento de tu página web, dado que incorporamos soporte para HTTP/3 a través de QUIC en todos nuestros planes de hosting Onyx y Cóndor. Esta decisión la tomamos y llevamos a cabo con el fin de continuar brindando la última tecnología disponible en servidores web.

A pesar de que solo Google Chrome y Opera pueden trabajar con HTTP/3 actualmente, Firefox y Safari incorporarán este soporte próximamente. Consulta con nosotros las últimas novedades para que no te pierdas ningún anuncio de último momento.

Para corroborar si HTTP/3 es soportado por tu sitio web, nosotros te ofrecemos la herramienta para descubrirlo (clic aquí). Verifica la información y contacta con nuestro equipo para despejar cualquier inquietud que tengas al respecto. ¡La última tecnología del protocolo HTTP/3 te está esperando!

Leave a Comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Scroll to Top