desventajas seo y en rendimiento de sliders y carouseles

Desventajas de usar Sliders en WordPress

Los sliders o Carouseles son un recurso típico. Tan típico que, de hecho, en general los encontramos en la home page de un sitio web, arriba de todo. Son esa ventana por donde desfilan imágenes, casi siempre acompañadas de texto. Las imágenes suelen ser cinco o seis, van cambiando solas tras un tiempo estipulado, pero si hacemos clic sobre ellas saltaremos a alguna sección particular del sitio web. En esta nota queremos mostrar el lado B de este recurso: las desventajas de usar sliders tanto en SEO como en el rendimiento (velocidad) de tu sitio. No te preocupes que hacia el final propondremos alternativas más amigables con internet, y con tu público.

¿Por qué los sliders hacen más lento a tu sitio?

La respuesta escueta: necesitan de más código de programación; a veces demasiado para su función. Además, cargan imágenes usualmente muy pesadas y a su método particular (bloqueando la carga del resto del contenido). Fotos de calidad que vuelven bello tu sitio, sí, pero también lento como una tortuga.

El ‘programita’ que es tu carousel de imágenes/animaciones siempre involucra hojas de estilo extras (CSS) y JavaScript adicional. Por ende, estamos hablando de un mayor número de solicitudes al servidor, páginas más pesadas y, por añadidura, un sitio que necesita más tiempo para terminar de visualizarse en pantalla. Puede que emplees un creador de cache como WP Rocket para hacer todo más rápido, pero estos componentes no pueden hacer mucha magia con los Sliders y más adelante te explicamos por qué.

google core web vitals en sliders

A esta altura creo que todos sabemos que Google puntúa a los sitios web para determinar su ubicación en los resultados de búsqueda. Hemos actualizado esta información en nuestra nota Core Web Vitals, donde arrojamos luz sobre la importancia de la carga y su resultado en el ranking. De hecho, es una excelente nota para complementar ésta. Vas a entender mejor la siguiente línea:

Los sliders o carouseles afectan las mediciones de Google denominadas LCP (Largest Contentful Page), FID (First Input Delay), y CLS (Cumulative Layout Shift). Insisto: lean nuestro informe actualizado sobre las métricas de Google a la hora de posicionar sitios para comprender estas variables cruciales.

Desde Slider Revolution hasta Nivo, pasando por Smart Slider 3, Layer Slider y Soliloquy, el promedio exacto de ralentización es de un segundo adicional mínimo y en el mejor de los casos. Estos componentes suman no menos de medio mega de peso a la página en donde están funcionando, sin contar las imágenes en sí.

Conjunto de Prácticas negativas

Los sliders se ubican prácticamente siempre en la parte superior de la página. De hecho, toda animación como textos que van y vienen, se prenden y apagan pero que no necesariamente sean sliders, ocupan el mismo lugar. Como resultado, el contenido trascendental de nuestro sitio se ubica por debajo de estos recursos animados. Es decir que los sliders y demás recursos afines no solamente no ayudan en las conversiones sino que desplazan hacia abajo el contenido vital. Salvo que nuestra marca dependa muy fuertemente de la imagen, estamos comentiendo un error.

De la mano de estas prácticas negativas para el SEO y el rendimiento incluimos también algo insólito: las animaciones de carga. No son tan comunes pero están: una barrita que se va llenando mientras el contenido real se carga, o un circulito que gira en el lugar, símil temporizador. Estos recursos de pre-carga son malísimos para el UX, amén de que enlentecen al sitio sólo por su existencia y el código que necesitan para funcionar.

¿Para qué añadir elementos y líneas de programación a la carga cuando en realidad lo que necesitamos es que la carga sea lo más rápida posible? Es igual que pretender que un cartero entregue la correspondencia más rápido cargando más sobres. Imposible.

¡Pero yo uso WP Rocket/ LiteSpeed/ x programa de caché para balancear mis sliders!

Tener programa de creación de caché es la diferencia entre el bien y el mal, es cierto. Pero ojo: los esfuerzos por los plugins de cache están puestos (entre otras cosas) en demorar la carga de todo contenido no relevante y/o que no se visualiza arriba de todo de la página. Entonces, la función de demorar la ejecución de javaScript que mejora mucho los puntajes de Web Vitals /Gmetrix /etc., es un arma de doble filo cuando se trata de carouseles.

¿Por qué? Porque el objetivo es retrasar la descarga de las líneas de código java hasta tanto el usuario interactúe con el sitio. Por interacción se entiende tanto un click como el desplazamiento del contenido (escrolear). Pero cuando nuestro sitio tiene un slider al principio de una sección, es el contenido mismo del carousel lo que se frena hasta tanto se detecta la interacción. Por ende, el renderizado inicial de la página que tanto premia Google pierde muchísima velocidad.

Sliders y SEO

Tras las nuevas métricas Web Vitals, ocuparnos de la optimización de carga de nuestro contenido en WordPress se volvió una herramienta excelente para posicionar, hoy más que nunca. A esto se suma el orden y la disciplina de nuestro contenido. Por ejemplo, los encabezados. Los sliders, por motivos de diseño, emplean etiquetas H1 en sus animaciones. Por ende, se produce un ruido entre lo que debería ser el verdadero encabezado de nuestro contenido y el que un carousel dice que es. Resultado: múltiples H1, H2… ¿Cómo puede saber Google en dónde se ubica el acento de nuestros textos?

Para colmo, Google mide con precisión absoluta la facilidad de interacción que posee una visita con los elementos de nuestro sitio. Es aquí principalmente en donde un slider provoca una especie de interrupción: son confusos. Imágenes que se desplazan cíclicamente no permiten establecer ninguna prioridad de enlace. ¿Qué es lo que se supone que debería pasar a continuación? ¿Dónde hace clic el usuario? ¿Sobre una imagen, un enlace en el texto, una flecha de «fotograma anterior/posterior»? Que los sliders permitan comandos vía teclado y funciones para visores de lectura no contribuye a la claridad. Y todo esto influye negativamente en tu SEO.

Sliders y Tasas de Conversión

¿Sabías que sólo el 1% de las visitas a un sitio hacen clic sobre un slider?

Las estadísticas no mienten. Entonces, dada la poca interacción que generan los carrouseles, se trata de un recurso visual muy poco eficaz a la hora de vender. Para peor, las diapositivas o imágenes que siguen a la primera del carrousel rara vez se llegan a ver: o el usuario enseguida hace scroll para poder ver el contenido inferior, o bien nuestro ojo se ha acostumbrado a decodificar los sliders como simples publicidades. Algo a esquivar. Sea como fuere, tu mensaje de marketing no es siquiera visto por tus usuarios.

La conclusión es que, si el objetivo de tu sitio web es conseguir conversiones, será más efectivo mejorar el tiempo de carga más que fabricar el «slider más atractivo y rápido del mundo». Entonces, no emplear sliders; en cambio, trabajar en la interacción del usuario con nuestro contenido de manera más controlada y armónica.

Alternativas recomendadas al viejo slider

Para empezar, una sola imagen estática: la que cuenta. El grueso de nuestra imagen institucional o esencia. O un producto/servicio de temporada. O una novedad, un anuncio, una inauguración, o aniversario. Pero la palabra clave es «uno«.

¿Necesitás más? Perfecto: siempre podemos recurrir a una galería de imágenes. Incluso con controles, pero manuales. Ejemplo: se muestran tres fotos, una al lado de la otra. Si un usuario desea ver más imagenes puede recurrir a las flechas para «pasar de página». Pero está interactuando con interés honesto, real. Tiene el control. Quizás de nuevo estamos recurriendo a un elemento algo polémico a la hora de la usabilidad multidispositivo, pero es mucho mejor que un slider o caja de animaciones símil. Pruébenlo y después me comentan.

Somos Duplika

Dale a tu sitio el hosting que se merece

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *